¿a Cuenca?, ¿a la mierda?, ¿a la luna?, ¿al infinito y mas allá?

Comiendo Ramen (ラメン)

Anoche salimos a celebrar el día de la cultura ósea, u o sea,  y después de que el invierno haya llegado entre nosotros decidimos que para cenar un RAMEN, una pequeña bañera de o-ramen que siempre caliente, reconforta y alimenta.

Para aquellos que no sepan lo que es un RAMEN, aparte de leeros el pozo de la sabiduría, os diré que consiste en un cuenco, a veces bañera, con sopa y fideos. La sopa puede ser de varios tipos y acompañando a los fideos pueden añadirse una sin fin combinación de extras dependiendo del restaurante. Lo normal es que las tiendas de ramen tengan una maquina de tiquets donde uno elige lo que va a comer, saca su tiquet y luego se lo da al camarero que ya te dará de comer.

No teníamos muy claro a que restaurante de ramen ir y es que hay miles de ellos por nuestra zona, pero nada mas bajar vimos uno de aspecto “acogedor” y decidimos jugárnosla. A ver, a ver que salia.

Nada mas entrar, seis personas, todos con pinta de obreros del lugar, una señora de edad indeterminada pero no inferior los ochenta y el cocinero/dueño. Ni un cartel en ingles, ni rastro de la maquina de tiquets… Eso prometía.

Ramen, pareja y camarera

Nerea actúa de catalizador y a los dos minutos estamos contándonos de donde eramos y que hacíamos por allí. Mientras tanto yo intentaba entenderme con la señora para pedir el ramen, tan solo teníamos que elegir el tipo de sopa. Miso, soja u otra que no entendí. Miso para todos, a ver, a ver…

Media hora mas tarde teníamos la barriga llega, un restaurante donde probablemente volveremos y empezó la hospitalidad japonesa. Uno de los señores insistía en pagar nuestra cena porque insistía en que el era rico (お金持ち, “el que tiene el dinero”) después de diez minutos discutiendo conseguimos que todo quedara en una foto compartida y que la próxima vez si nos invitaría.

ramen, todos juntos

Osea que tendremos que volver, ¿no?

En un remoto pasado

Hace unos 365 días, relatábamos  Segundo dia en Kobe, comer y dormir
Hace unos 730 días, relatábamos Mientras retoco las fotos
Hace unos 1095 días, relatábamos Mindanao (lago Sebu y Sarangani)

22 Comentarios a 'Comiendo Ramen (ラメン)'

Subcribirse a los comentarios con RSS

  1. ikusuki dice:

    Ole el ramen!!!! si señor!!!!

    ¡¡¡No hay nada mejor pal barrilamen que una bañera ramen!!!!

    Nota: pa la próxima que pague, por fantasma

  2. Midori dice:

    Tan bueno que es el ramen en temporada de frio!!!! (^▼^)V

    Besitos~☆

  3. Que únicos son para encontrar sitios como estos. Y todos en familia, que guay 😀

  4. Jota dice:

    Es posible que allí llamen Ramen a lo que aquí llamamos puchero ( o cocido, depende de la zona)?

  5. Lorco dice:

    @Jota: Atreverme a decir eso es mucho, pero aun así lo diré. Si, el RAMEN es el equivalente japones de “nuestro” cocido al igual que el cous-cous.

    Ole ya lo he dicho!!!

  6. enekochan dice:

    El gesto del señor en la primera foto es de “esto está buenísimo!” jajaja

  7. Elena dice:

    Hummm ramen!!! Q bueno.
    Una pena q por aqui no lo hagan q intenten imitar el shushi y q no lo intenten con el ramen, con lo bueno q esta y lo bien q sienta.

  8. Manchu dice:

    La señora de edad incalculable es la mejor de las fotos!! parece sacada de un capitulo de sin chan!! 😀

  9. Curro dice:

    @Jota: o los huevos fritos con patatas y chorizo a la ensaladilla rusa, vamo, lo mismito mismito.
    El ramen ta weno, pero yo me quedo con el sushi empujao con sake, que con eso entras en calor cosa mala…
    Y lo digo yo, que llevo dos días rodeado de nieve…qué cruz!

  10. Chiqui dice:

    Como te mola Guillermo! El lunes estuve con el Pau Pachinkero en Alicante y nos acordamos mucho de vosostros! jeje

    Besicos!

  11. El Capitán dice:

    No si, al final esto de que los japoneses te inviten a comer será toda una tradición, ya eres las 4a o 5a persona que cuenta una historia parecida. Rameeeeen 😀

  12. mari dice:

    Pues si se parece al cocido debe calentar un poquito.
    !Qué siente bien !

  13. El ramen es muy socorrido si… ta muy rico…

    Siete

  14. adela dice:

    desde luego, no dejais de sorpenderme. ¿pero

  15. adela dice:

    perdón, continuo que se ha cortado mi mensaje). qué haceis que “pegais” la hebra en todos sitios?. Cada dia tengo más claro que los dos, habeis nacio de pié.Los japoneses son educados, correctos, y atentos y amables, pero no conocia esa faceta generosa de invitar a dos guiris a cenar. Tá bien.Un besito

  16. zordor dice:

    Juas, yo le hubiera dejado pagar por listo 😛

  17. Desirée dice:

    Hola!
    Ví que practicas Kendo, o bueno, que empezaste a practicar!
    Si quieres pásate por mi blog 😉
    Un saludo!

  18. Nuria dice:

    A nosotros, ésto de que aparezca alguien que no conoces y te pague la cena, sólo nos ha pasado en Japón (en el cumple de Flapy).
    El otro tipo de ramen que no recuerdas debía ser shio ramen (a la sal). Shio, miso y shoyu son los tres tipos más frecuentes de ramen. A mi me gustan todos !! Como los añoro !!!
    Besos!!

  19. Lorco dice:

    La verdad es que seguimos teniendo suerte con la gente, o eso o que son todos COJONUDOS…

    @Desirée: Ya pasé por tu blog, gracias

    @Chiqui: Miedo me dais tu y el Pau juntitos por Alicante

  20. Nerea dice:

    Mas vale tarde que nunca, quien de verdad se lleva el mérito son Roberto y Mai, nuestros visitantes acutales. Ellos fueron quienes decidieron cenar ramen y hasta eligieron el bar y todo. Lo de la gente aqui… el caballero llevaba alguna copilla de mas fijo, pero empiezo a pensar que no es casualidad… a esta gente les gustan los guiris!!!! hahaha

  21. Curro dice:

    Nerea, como hermana y filóloga, me hiere enormemente que no hayas hecho ningún comentario sobre la ortografía de tu mahal, que lo sepas…

  22. Nerea dice:

    O no tengo tiempo de leerlo todo o hago como que no veo las faltas, en cualkier caso es culpa del amor/fe ciegos… hehe